39


Cuando he llegado a casa, después de un día de los que hacen historia por la cantidad de asuntos inesperados que han ido surgiendo, y a pesar de que estoy algo cansada hoy, he decidido abrir el blog para escribir mi último post de los  38 .  En una media hora, cumpliré 39 años. Y como hago cada cierto tiempo, me gusta hacer un poco de balance de mi vida. Me paro, miro un poco hacia atrás y, sin ninguna duda, lo más importante que me ha pasado en esto 39 años es ser madre. Mi hijo ha cambiado mi vida en todos los sentidos. Y recuerdo ahora que cuando cumplí 33 hice balance de mi vida y tomé la decisión de ser madre. Y con 35 tuve a mi pequeño. No quería pasar por esta vida sin ser madre, sin dejar aquí un pedacito de mí. Y ahora, que acaba de cumplir 4 años, cada día me siento más feliz a su lado. Me enseña cada día, me quiere de verdad y me da tanto, que es imposible transformarlo en palabras para expresarlo aquí.

Y en estos 39 años, tengo también que reconocer a mi madre. Ahora, que está además cuidando de mi tesoro, me doy cuenta de lo que supone preocuparse y sufrir por un hijo. Ella, mujer que tuvo que salir sola adelante con 3 hijas en circunstancias muy complicadas, me ha enseñado a ser persona. Y siempre, siempre está ahí. Es como una constante en mi vida y sin ella, sin ninguna duda, no sería quien soy hoy con 39 años. Y mira que discutimos a veces, pero está ahí, siempre. Además de ayudarme me ha enseñado a salir adelante en situaciones difíciles. Por eso, cuando hago balance, intento no retrotraerme demasiado en el tiempo. No tuve una infancia fácil, y me hubiese gustado tenerla. Aprendí demasiado rápido a desenvolverme en situaciones complicadas. Pero como soy de la opinión de que de todo se aprende, intento siempre sacar lo positivo que tuvo aquella etapa de mi vida.

Y los 38 ya se marchan. Ha sido un año diferente, de cambios y espero que los 39 me traigan todavía más de lo que me dejaron los 38. Antes, me ponía mucho más melancólica cuando hacía estos repasos de las etapas de mi vida. Ahora, sólo me importa la salud y el bienestar de mi hijo, y de los que quiero de verdad, que son pocos, pero suficientes como para sentirme bien. He aprendido mucho de la vida este último año, y quiero desde aquí dar las gracias a los que han estado ahí, junto a mí,  en todos los momentos. Cada día aprendo de los errores, y me doy más cuenta de que lo qué es lo que verdaderamente importa en la vida.  Y como cada día es una aventura nueva, cada momento es irrepetible y cada instante hay que saborearlo, seguiré, como siempre, intentando vivir y amar de la única manera que sé hacerlo, de verdad.

Anuncios

10 comentarios sobre “39

  1. Bonita reflexión Mariví. Es necesario de vez en cuando pararse. Aprovecho para felicitarte por tus 39 cumpleaños, voy a estar fuera unos días. Felicidades y sigue tan luchadora. Un fuerte abrazo.

  2. …”Y como cada día es una aventura nueva, cada momento es irrepetible y cada instante hay que saborearlo, seguiré, como siempre, intentando vivir y amar de la única manera que sé hacerlo, de verdad” Pero porfavor!! Sabes que daría la vida por escuchar éstas palabras y más si vienen de ti… que paren el mundo que me bajo!!

    1. Me alegro que te guste Eva. Lo escribí y mientras lo hacía, me caían las lágrimas a borbotones , quizás por los recuerdos, quizás por la melancolía, o quizás porque hacía tiempo que quería expresarlo y ya lo hice, mientras mi hijo dormía a mi lado. Pero es lo que siento y por eso lo expreso así.

  3. No puedo dormir ya que a mi hija le cuesta por la tos… y al entrar en el facebook lo primero que veo a Mariví que dice que se va ha dormir y que ha cumplido los maravillosos 39!!! y luego entro a ver tu blog y me encuentro a Mariví con el corazón desnudo… y de verdad como a Eva me ha encantado!!! sobre todo los últimos párrafo, precioso… yo tb me bajo!!!

    1. ah! sabes porque te admiro Mariví? porque eres una mujer fuerte muy fuerte y luchadora … ME ENCANTA LAS MUJERES FUERTES!!! como mi madre. Mi infancia tb fue algo especial y triste. D.esde los 6 años ingrese en un orfanato ( la misericordia ) mi madre viuda, 5 hijos y sola imaginate… y allí me quede hasta cumplir los 18… sali sin nada… ( al menos que más para desembolverme con un trabajito) a los 23 me saque el graduado y me enamoré así hasta diez maravillosos años ( en esos años me saque el FP de auxiliar de clinica y el FP de puericultora) en ese casi diez años mi pareja me dejo…se enamoró de un chico. Me fui al extranjero ( pensando que me moría) al año vuelvo y me da la vida otra oportunidad la de conocer a mi marido y luego ser madre… lo mejor que la vida me ha regalado.Besos Mariví.

  4. Te estás aproximando a la edad cumbre de una mujer. Como hombre, te puedo decir que a esta edad es cuando una mujer es lo más atractiva, segura de sí misma, capaz de ser feliz y de hacer feliz a sus personas más próximas.

  5. Marivi, me ha encantado lo que has narrado en tu blog de tu ultimo dia de 38 años, sobretodo lo que hablas sobre tu madre. Así es ella, ayudando siempre. Un beso

  6. Mientras leía por casualidad lo que habias escrito de tu vida se me ha hecho un nudo en la garganta. Espero también yo algún día ser madre y sentir eso que cuentas. Seguro que sí. Un beso fuerte.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s