Sin protección


Si hay algo que me revuelve por dentro, es la situación de abandono en la que ven muchas personas mayores hoy. Eso, junto a los malos tratos a niños y niñas, es lo que llevo con más dolor en mi responsabilidad en el Ayuntamiento. Hace pocos días una persona admirada y querida por mí, se quedaba perpleja al preguntarme si aún, después de 12 años teniendo la misma responsabilidad en asuntos sociales de la ciudad, no me había acostumbrado a determinadas situaciones. Y le sorprendió mi respuesta porque me ha pasado todo lo contrario. A medida que ha ido pasando el tiempo, me han ido doliendo mucho más determinadas situaciones que vivo cada día. Y, aunque sufro a veces demasiado, prefiero no acostumbrarme a algo que es atroz y absolutamente injusto.

Hoy se celebra el Día Mundial contra los Malos Tratos a Personas Mayores. Hasta hace poco tiempo no existía este día, pero en la medida en que han ido surgiendo determinadas actitudes y formas de maltrato a las personas que más han dado por nosotros,  desde todos los ámbitos se está intentando actuar para concienciar y hacer entender a las personas que nuestros mayores nos necesitan y que han dado toda una vida por nosotros y, ahora, no podemos ni debemos abandonarlos. Hoy en nuestro país entre un 5 y un 10% de personas mayores de 65 años sufren algún tipo de maltrato. Y para ellos y ellas casi no hay protección.

La soledad es el principal problema que tienen  los mayores de hoy. Y esa soledad, que en casi todos los casos es abandono, es la causa de maltrato más extendida en este momento. Y el abandono que provoca esa soledad es responsabilidad de las familias. Sé que no es políticamente correcto escribir esto así, de esta manera, pero en casi todos los miles de casos que conozco es la propia familia la que se pasa meses sin dar señales de vida y sin ir un rato a visitar a su padre o a su madre. Como es lo que pienso, prefiero ser sincera y pedir desde aquí un poco de más responsabilidad y sensibilidad de las familias porque esas personas mayores a las que abandonan como a tratos viejos, dieron toda una vida por nosotros.

En Agosto año recibimos una llamada de una estación de servicio que hay a la salida de Málaga hacia Antequera pidiéndonos ayuda porque una familia había dejado allí a un señor de 82 años cuando pararon a reponer gasolina. Cuando recibí la llamada, casi no me lo podía creer. Salían a pasar unos días a Córdoba y el abuelo, que viví con ellos, iría con ellos. Pero el plan era otro muy diferente, sobre todo para el abuelo. Llegaron a la gasolinera y le pidieron al abuelo que bajara a comprar el periódico mientras reponían gasolina. Cuando el abuelo salió, ya no estaban. Lo habían dejado allí, con lo puesto y sin llaves de casa. Aún tengo grabada en mi mente la mirada de tristeza y de miedo que tenía el abuelo cuando, tras recogerlo de la gasolinera, me encontré con él para ofrecerle un alojamiento en un piso tutelado para personas mayores. Como pueden comprobar, la maldad humana, aunque no nos lo creemos, puede llegar a límites insospechados.

Este es un caso aislado, pero estas cosas están sucediendo ya ahora más que nunca. Por eso, quiero hoy apelar desde aquí al interior de todos nosotros y nosotras para que, en lo más íntimo, recordemos siempre que las persona que hoy son mayores, tuvieron un día mucha fuerza y mucho coraje para sacarnos adelante y dar la vida por nosotros. Sólo por eso debemos tener presente que hoy nos necesitan ellos a nosotros y tenemos que darle, sobre todo, mucho amor. Es lo que más necesitan. Es la mejor protección que podemos darle.

Os dejo este vídeo. Dura unos 7 minutos, pero creo que merece la pena verlo mientras pensamos que algún día seremos mayores también.

Anuncios

8 comentarios sobre “Sin protección

  1. Mariví, se me han puesto los bellos de punta leyendo tu post…que verad es todo lo que dices…como pueden existir personas que maltrataen a estas personitas tan débiles ahora…?Un beso desde aqui para todas esas personas ahora mayores pero que en su dia como dices tu fueron jóvenes y llenos de fuerza¡¡¡

  2. DE VERDAD QUE ES UNA BARBARIDAD LO QUE HACEN CON LOS MAYORES.
    YO TENGO 66 AÑOS Y VEO QUE TODA MI VIDA HAN SIDO ENTREGADAS A MIS HIJOS Y ESPERO
    EL DÍA QUE LOS NECESITE ESTÉN AHÍ

  3. me alegro que alguien escriba sobre estas cosas, que es verdad que suceden de verdad. A mi mis hijos me han abandonado por completo. Soy malagueño y tengo 74 años. Despues de toda la vida trabajando para sacrlos adelante, hoy me encuentro solo y apenas tienen un rato cada dos o 3 meses para venir a verme un domingo por la tarde. Hace 1 año me apunte a un taller de informatica en la asociacion de mayores y gracias a esto me encuentro menos solos. Mis nietos viven en Málaga y apenas los veo. Gracias a Mariv Romero por preocuparte y ocuparte como lo haces por nosotros. Nunca podre agradecerte que me sacaras de la soledad que me estaba matando.

  4. No se me han puesto los pelos de punta porque las lágrimas han cubierto los ojos del que escribe. Desgraciadamente hay gente, no voy a decir mala porque Jesús está en todos nosotros aunque unos pocos le cierren sus puertas,endemoniada que además es tonta. ¿ No han pensado que un día les pasará a ellos?.
    Gracias por dar publicidad a un día tan señalado como el de hoy, que debiera ser tan conocido como el día del cancer, de la mujer maltratada, de la familia, etc…
    Cuando el quinto poder quiera lo lograremos.
    Un fuerte abrazo

  5. No se deben hacer días ni manifestaciones contra nada, se deben hacer campañas de educación, promover las relaciones entre las personas, educar en valores, rectificar de manera correcta (aunque cueste) a quién actúa de esa manera. Está comprobado que se obtienen mejores resultados enseñando de forma agradable siendo muy,muy,muy pacientes que repudiando o acusando a quién es capaz de hacer cosas tan atroces.
    Es muy dificil pero no imposible.

    La entrañable madre Teresa de Calcuta siempre actuaba así.

    Un fuerte abrazo

  6. La maldad humana no conoce límites, y la falta de escrúpulos y principios en las personas, tampoco. Es doloroso ver cómo se ha llegadoa ese punto de deshumanización. Me alegra ver cómo tienes ese corazón de oro, y saber que la mayoría de las personas tiene bondad y amor en su conducta.

  7. Trabajo con personas mayores y he visto cosas que jamás pensé que pudiera pasarle a una persona mayor por sus propios hijos y lamentablemente lo vivo a diario.Mi madre tiene 66 años y dice que ella es una adulta mayor pero no anciana de la tercera edad y tiene toda la razón. A Mª Luisa mi madre la necesitaré siempre y para siempre al igual que ella a sus hijos. Besitos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s