Un poco de evasión


 

Comio es viernes, como empieza agosto, como han sido unos días muy duros, como es necesario desconectar un poco, como es importante evadirse un rato de vez en cuando, os dejo aquí una de mis canciones preferidas de Diana Krall. Buen fin de semana.

 

La mafia ataca de nuevo


 

 

No tengo palabras para expresar lo que siento en ese momento. Sobre las 2 de la tarde he recibido la noticia. Estamos hoy celebrando pleno en el Ayuntamiento y he aprovechado la pasada que hacemos para comer algo abrir el blog y escribir. Lo que pasa es que ya no sé que decir. Es eso, simplemente eso. Y no es que los asesinos hayan ahogado mi voz, no. Lo que me sucede es que en este momento no sé que decir ya. Condena, repulsa, asco ante la barbarie,….. Tenía la esperanza ( que tonta e ingenua soy a veces) deque este verano nos iban a dejar en paz.

Desde aquí mi más energía repulsa y, aunque sé que no es consuelo, toda la fuerza y el cariño del mundo para las familias destrozadas. Otras dos. ¿ Hasta cuando vamos a tener que seguir soportando?

Que nadie calle tu verdad


 

Hoy el post es para la hermana de un chico de 28 años con la que acabo de estar. Desesperada acude a verme para que le oriente. Ya no sabe que hacer. Su hermano lleva desde los 13 años en contacto con la puñetera droga. Ha estado en un sinfín de centros en diferentes lugares de España. Ahora está con ella en casa y parece que quiere curarse. Irá a uno de los mejores centros del país que tenemos la suerte de tener en Málaga. Será una oportunidad única la que tenga porque su hermana está al borde de la desesperación. Sus padres ya tiraron la toalla hace tiempo. Lo mejor de nuestro encuentro ha sido que ella se ha levantado de la silla con una sonrisa y con una esperanza nueva. Allí, al centro al que ingresará mañana, primero trabajaran su dependencia  y después trabajaran los cimientos de su existir para reconstruirlos y fortalecerlos. Sólo así es posible salir de ese maldito bucle mortal.

Estaré muy pendiente de él y también de ella que, aunque se la ve fuerte y valiente, necesita un pequeño aliento de vez en cuando para recomponerse. Esta canción de Manuel Carrasco es para ella, y para él.

Al filo de la irrealidad


 

 

Lo peor que le puede pasar a alguien es separarse de la realidad o perder la conciencia de ella. Ayer el CIS, organismo no sospechoso de practicar manipulaciones con los datos, anunciaba que el PP saca por primera vez en 5 años una ventaja sobre el PSOE que tiene el gobierno del país. Es una ventaja de 1,2 puntos pero no hay que restarle valor porque, repito, es la primera vez en 5 años que esto se produce. Hace un mes y unos días el PP ganó en España las elecciones europeas y ahora de nuevo se confirma que si en este momento se celebrasen elecciones en nuestro país, el PP obtendría la victoria en número de votos.

Creo que cuando te separas de la realidad y te alejas de las personas, si además tienes la gran responsabilidad de dirigir los destinos de millones de personas, es cuando empieza un declive imparable que te lleva a que los demás sientan desconfianza hacia ti y tus actos. Lo que está sucediendo con el proceso de intento de diálogo social con los sindicatos y la patronal es muy significativo. Y la consecuencia fundamental es que la percepción de las personas es que no hay soluciones. Y mientras siguen quedándose mas personas en paro con el tremendo drama que esto supone.

Si yo fuese asesora de Zapatero lo llevaría a que pasara un sólo día con una de las millones de familias que en este momento no tienen ningún tipo de ingresos para subsistir y llenar la nevera cada semana. Y esto no es demagogia. Es simplemente un ejercicio práctico que debe hacer toda persona que tenga algún tipo de responsabilidad institucional.  Lo llevaría de la mano de un joven cualquiera de una ciudad cualquiera de nuestro país para que él mismo compruebe lo difícil que es encontrar en este momento un trabajo. Le presentaría para que charlara un rato a esas cientos de miles de  madres que , solas, tienen que sacar adelante cada día a sus hijos. Y  para terminar lo llevaría a conocer a alguno de esos cientos de miles de extranjeros que vinieron a este país con la esperanza de encontrar una vida nueva y ahora están cayendo todos bajo la línea del umbral de la pobreza en nuestro país.

Es necesario que se de el Presidente del Gobierno ese baño de realidad para poner los pies en el suelo de una vez por todas y empezar a tomar medidas efectivas para frenar al menos la situación en la que miles de familias se están intentando desenvolver en este momento.

Mientras tanto, si no lo hace, se seguirá elevando en ese globo que le hinchan cada día los que le rodean y lo verá todo tan lejos desde arriba que será incapaz de saber lo que sucede abajo, en el suelo. Mientras tango seguirá moviéndose al filo de la irrealidad.

Reflexión íntima


 

 

Hace tiempo que no hablo aquí de la violencia machista, de las agresiones de género y de la oleada que estamos viviendo últimamente. Pero este fin de semana, con el vil asesinato de la chica de 12 años en Vallecas se me han vuelto a retorcer las tripas. No hay justificación. Ahora tratan de buscar el móvil que ha llevado a ese asesino a matarla. Dicen que una venganza, dicen que un ajuste de cuentas, dicen, dicen, dicen…… . Sinceramente me da igual el móvil, me parece una auténtica brutalidad sin sentido que alguien entre a una casa y acabe con la vida de una persona que ahora esta empezando a vivir con varias puñaladas en el pecho. Ahora pasara unos años en prisión y saldrá en relativamente poco tiempo, pero ella ya no está.

Si a este caso le añadimos los varios asesinatos por violencia machista, mas los casos de violaciones perpetrados estos días por adolescentes, llego a la conclusión de que hay que endurecer aún mas las penas, de que hay que tomarse este asunto mucho más en serio y hacer un análisis profundo sobre nuestro modelo de convivencia para darnos cuenta realmente del nivel de violencia en el que nos desenvolvemos y que nos envuelve cada día, en nuestra vida cotidiana. Lo más peligroso que puede ocurrir esta sucediendo ya. La perversión más grande es que parece que nos estamos acostumbrando a oír esto cada día y, como no nos afecta directamente, nos quedamos igual. Y esto me preocupa en la misma medida que esas vidas que hemos perdido estos días. Sé que soy muy pesada con este asunto, pero es necesario que , con urgencia, analicemos en profundidad la crisis de valores en la que estamos viviendo. Y hay que hacerlo desde las instituciones, desde los medios de comunicación, pero sobre todo, tenemos que hacerlo también cada uno de nosotros y de nosotras para, tras esa reflexión íntima, cambiar en nuestro modo de vida todos aquellos hábitos que inducen o permiten algún signo de violencia. Hay que ser intolerantes con cualquier signo de violencia porque cualquier actitud que pueda inducir a la violencia nos va envolviendo hasta hacernos creer que todo vale en nuestra sociedad.

Omara Portuondo


 

 

A punto de comenzar un fin de semana en el que aún no he podido disfrutar de ningún día de descanso, espero ansiosa a que den las  9 de la noche de mañana para disfrutar por primera vez y en directo de Omara Portuondo. Será para mí un momento muy especial porque es una de mis cantantes preferidas. Charo Ema, Directora del Teatro Cervantes, ha decidido este año incluirla en el programa de Terral, ese magnífico festival de verano del que podemos disfrutar los malagueños. Ha habido conciertos para todos los gustos, pero sin ninguna duda el de mañana es para mí muy especial. A sus 79 años, Omara sigue transformándose en el escenario para regalarnos su voz que es especialmente singular. Que tengáis buen fin de semana. Para mí, sin duda y gracias a Omara, va a ser de esos fines de semana que no se olvidan jamás.

Y para los que no la hayáis disfrutado, os dejo una de mis preferidas

 

Adolescencia prematura


 

 

 

Tras varios acontecimientos durísimos se reabre en nuestro país el debate sobre los menores que comenten delitos y su regulación legal. Tienen que suceder dos violaciones en Baena e Isla Cristina para que salten las alarmas y  salgan a la luz asuntos con los que muchos llevamos lidiando durante el día a día de nuestro trabajo. Ahora páginas y páginas en los periódicos, reportajes, debates, opiniones para todos los gustos y un sinfín de personas opinando sobre algo que nos preocupa a todos pero que nadie es capaz de asumir la parte de responsabilidad que todos tenemos.

Sé que lo que voy a decir no es políticamente correcto y sé que a muchos padres y madres que lean esto no les va a gustar. Llevo 11 años como responsable de asuntos sociales en la quinta ciudad de España y tenemos la responsabilidad llevar a cabo programas de prevención y de mediación familiar. Llevo mas de 6 años alertando del aumento de la conflictividad en los adolescentes, que cada vez empiezan esta etapa de la vida más temprano. Llevamos atendiendo desde hace años a miles de madres y padres que acuden desesperados porque han perdido el control de la vida de su hijo o de su hija. Comenzamos entonces un trabajo con toda la familia para recuperar lo básico de la convivencia que es el diálogo y el respeto. Cuando nos encontramos con indicios de malos tratos de los hijos hacia los padres y éstos aún no quieren denunciar, porque es durísimo tener que ir a denunciar a tu hijo, trabajamos primero con el chico o la chica  para intentar hacerle comprender que las actitudes violentas no llegan a ninguna parte. Y cuando la desesperación llega al límite y el padre o la madre llega a denunciar también trabajamos con los padres y con los adolescentes para ayudarles a soportar el trance a los padres y para intentar que esos menores recuperen los valores perdidos o que nunca aprendieron.

Pero desde hace un par de años hasta ahora han ido aumentando los casos de las dobles vidas como yo misma lo he bautizado. Son demasiado jóvenes, adolescentes que aparentemente en casa tienen una vida y realmente viven otra muy distinta. Los padres observan algunos cambios de los que son realmente conscientes cuando descubren la verdad. Estos son los casos en los que los padres parece que se estrellan contra un muro cuando descubren que su hija lleva mas de 4 meses faltando al instituto para acudir cada mañana a desnudarse ante una webcam a cambio de dinero por ejemplo o cuando se dan cuenta que los fines de semana no están estudiando en casa de un amigo, sino en un after hasta las 12 de la mañana del domingo consumiendo drogas de síntesis para aguantar sin sueño.

Los adolescentes de hoy lo son desde muy pronto. La etapa de la niñez se ha cortado demasiado para pasar muy rápido a querer ser mayor y tener el mejor de los móviles, darte de alta en Tuenti o Facebook y tener tu propio nick en el messenger. Van cumpliendo años y con 7 ya te piden un juego para la consola, que tu previamente le has comprado, cuyo objetivo es conseguir matar a mas personas en el menos tiempo posible. Y los padres y las madres tenemos que afrontar estos cambios y estar preparados para afrontarlos. Tenemos que ser capaces de entender que todo ha cambiado y que vivimos en un mundo muy diferente al que vivían mis padres y yo sólo tengo 37 años. Tenemos que dialogar más con ellos y ellos deben tener siempre presente el papel que cada uno tiene. Los padres y las madres son eso y no los mejores amigos. El respeto y la confianza no son incompatibles. Y tenemos la gran responsabilidad de combatir desde casa el ritmo de vida consumista en el que están en este momento los más jóvenes.

Los signos de violencia brutal que han salido estos días a la luz ponen de manifiesto además que algo fundamental esta fallando. Si un chico de 15 años tiene la necesidad de ” violar” a una chica es mas que probable que tenga una patología mental. Pero si unos cuantos se reúnen para asustar y llegar a violar a una chica con el propósito de divertirse y sentirse hombres demasiado rápido, es entonces cuando entiendo que están fallando lo esencial de los valores que debe tener cualquier sociedad. Y aquí todos y cada uno de nosotros tenemos parte de responsabilidad. No puede cargarse toda la culpa en el legislador, ni en la comunidad educativa, ni en la nueva sociedad digital, ni sólo en la familia. Lo que sí tengo claro, se tomen las medidas que se tomen ahora tras las violaciones, es que en la familia está la esencia de los valores y es desde ahí desde donde partir el trabajo con los que ahora son niños para que cuando vayan creciendo sean lo suficientemente conscientes ellos mismos de lo que deben o no deben hacer.

Sahara libre


 

 

Están aquí los niños y las niñas del Sahara que, como cada verano, vienen a pasar aquí sus ” vacaciones en paz”. Los padres acogedores llevan esperando todo un año para recibirlos, mimarlos y ofrecerles todo lo que tienen para que su estancia por aquí sea lo mejor posible. Son familias anónimas que abren las puertas de su corazón para entregarlo todo. Aprovechan para hacerles reconocimientos médicos y muchos incluso aprovechan su estancia aquí para hacerse intervenciones quirúrgicas que son impensables en los campamentos donde viven ahora en mitad del desierto.

El viernes pasado estuvimos con ellos, con los niños y con los padres de acogida y volví a ver a muchos que llevan varios años pasando aquí estos dos meses de verano. Y estuve hablando con uno al que conocí con 6 años y que ahora tiene 11 que me dijo que no entendía como podíamos estar permitiendo que se anularan todos sus derechos y quedarnos impasibles. Sus palabras, que las acompañó de una mirada con esos inmensos ojos negros, me inundaron de una sensación de importancia tal que estuve varios segundos bloqueada sin saber que contestar. Después le dije que yo estaba muy comprometida con la lucha en la recuperación de todos sus derechos y que por eso apoyaba desde todos los lugares posible que allí se llevase a cabo por fin un  referéndum y pudiesen vivir y desarrollarse en libertad.

Alguien alguna vez me dijo que si yo no pensaba la estancia en Málaga por dos meses de estos niños podría perjudicar a estos niños que al regresar a su modo habitual de vida podrían sentirse mal. Yo sabía que no fundamentalmente porque los beneficios para la salud de ellos son tan grandes que solo por eso merece la pena. También sabía que estos niños que ya van creciendo iban a convertirse en agentes activos para recuperar sus propios derechos humanos. Y así lo he comprobado este año cuando aquel pequeño que tenia 6 años la primera vez que vino, hoy con 11 años reclama solo lo que le corresponde tener.

Gracias a todos esos niños por hacernos aún más evidente esta injusticia que espero que termine cuanto antes. Gracias a esas miles de familias españolas que acogen cada verano a estos pequeños y abren su corazón para ellos. Y muchísimas gracias a la Asociación de Amigos del Pueblo Saharaui por el impagable trabajo que estan haciendo para que todos los que están allí recuperen sus derechos humanos.

Dejo aquí un video con imágenes de muchos de los que están allí viviendo privados de su libertad. No es sólo cuestión humanitaria, nosotros los españoles tenemos más responsabilidad que los demás. Por eso tendríamos que defenderlos con mucha más intensidad hasta conseguir que puedan vivir con todos sus derechos.

Un regalo hecho canción


Hoy es viernes y comienza el fin de semana. Dejo aquí la que es, para mí, una de las mejores melodías de la historia que nos ha regalado Elton John. Que disfruteis de ella. Es una maravilla.

Hoy, hace un año…..


 

Hoy hace justo un año que ando por este lugar. Ha pasado más rápido de lo que yo pensaba. En la mañana del 16 de Julio de 2008 me senté delante del ordenador y entré en la página de WordPress. En unos 20 minutos tenia diseñado el blog y tardé un poco más porque tuve que esperar un ratito hasta que Moncho me enviara desde La Opinión la foto que aparece en la cabecera. Esa foto me la hizo Arciniaga en mi calle preferida de la ciudad, la calle San Agustín y por eso quería tenerla como presentación en mi espacio en la red.

Ha sido un año intenso en mi vida profesional y personal, y he trasladado a este lugar como me he ido sintiendo en cada momento. Han sido meses de mucho trabajo y de muchas, nuevas e inesperadas sensaciones. Ha habido un poco de todo. En los momentos más duros siempre he tenido aquí un pequeño rincón en el que desahogarme e intentar recomponerme. En los momentos más felices he disfrutado también compartiendo todas esas alegrías. He entrado en asuntos que sabía que iban a generar polémica, pero nunca lo he hecho con el ánimo de provocar por provocar. Lo he hecho siempre con el firme propósito de enriquecerme, de completarme y de aprender cada día con las opiniones y experiencias de las más de 2500 personas que han comentado los post.

También he recibido críticas por tener este espacio, por mostrar abiertamente mis sentimientos y por exponer con claridad y sin tapujos mi propia opinión sobre los diferentes asuntos que he ido tocando en los diferentes post, o por cuestionar el tiempo que le dedico cada día al Log. A todos ellos gracias porque me han reafirmado en la idea de  seguir y no dejarlo.

He contactado con miles de personas que me han escrito en el blog para comentarme directamente sus problemas. He intentado atender a todos y a todas como buenamente he podido o, mejor dicho, en lo que ha estado en mi mano. He intentado que los últimos días de Belén, a la que no llegué a conocer en persona, fuesen lo más dulces posibles. Ella contactó conmigo a través de este lugar. Se encontraba ya en un hospital de León. Nos acercamos muchísimo a través de la red. Siempre la recordaré.

Gracias a todos y a todas por este año en el que he aprendido mucho de vosotros. Gracias por leer lo que escribo porque sale mas de mi corazón que de mi cabeza. Gracias por aguantar algunos post demasiado personales. Gracias a todos los que habéis mostrado vuestra opinión contraria a la mía porque ha hecho que este espacio sea abierto y plural. Y gracias a los que habéis aportado ideas nuevas que me han hecho explorar nuevos caminos desconocidos hasta ahora para mí. Gracias a todos los que os habéis ofrecido a regalar parte de vuestro tiempo a los demás sin esperar nada a cambio. Gracias a las cientos de personas que en agosto del año pasado acudisteis a donar sangre y plaquetas cuando hice un llamamiento desde aquí porque una amiga lo necesitaba. Gracias a las mas de 53.000 personas que habéis participado. Gracias, de corazón.