Machismo en el G-20


 

 

 

Perpleja, indignada y desilusionada. Así me encuentro ante la reacción de algunos medios de comunicación y de algunos notables periodistas españoles y de otros países europeos ante la no presencia de las esposas de algunos de los mandatarios que se reúnen estos días en Londres en la cumbre del G-20. En unos momentos además donde lo importante y lo esencial es que estos mandatarios sean capaces de sacar unas conclusiones prácticas que al menos pongan freno a la situación de crisis económica que estamos viviendo. No entiendo como pueden dedicarse casi dos horas de un programa de televisión de un canal nacional en hora de máxima audiencia a analizar la presencia o la no presencia de algunas de las esposas de los Presidentes, entre ellas Sonsoles Espinosa, que ha decidido no acudir a Londres. Me parece lamentable que esto siga ocurriendo en España. Y más tremendo me parece que solo cuestionen el papel de “mujer del Presidente” y nadie se haya cuestionado la ausencia del marido de Ángela Merkel o de Cristina Fernández.

Mientras ellos, los poderosos mandatarios del G-20, se reúnen para sacarnos del agujero en el que nos han metido, ellas acuden a conciertos de danza, de música clásica o se reúnen a tomar el té para esperara a que terminen de trabajar y acudir a acompañarlos a las cenas de gala. Pues respetando a las que han ido, me parece estupendo que algunas no hayan querido o no hayan podido ir. Somos personas y algunas, aunque no lo parezca, tienen vidas propias. ¿Se convocarían esas agendas paralelas para los esposos de las mandatarias si la gran mayoría fuesen mujeres? Creo que no. ¿Lo llevarían a los espectáculos y a tomar el té? Creo que tampoco.

Tengo claro que el papel que juegan los cónyuges de los Presidentes o Presidentas es importante y tiene trascendencia, pero creo también que cada uno tiene su propia personalidad y que tiene libertad de tener más o menos protagonismo público. De lo que lamentablemente no tengo ninguna duda es que, una vez más, se pone de manifiesto que también en el orden mundial, seguimos moviéndonos en un sistema predominantemente machista, y ahora de nuevo se ha puesto de manifiesto.

 

15 comentarios sobre “Machismo en el G-20

  1. cuando eres la mujer del presidente, adquieres unas obligaciones y si no las cumples, estas expuestas a las cristicas como es el caso de sonsoles espinosa.
    No confundamos el machismo al poder expresar las criticas hacia una que persona que, tiene una relevancia en la politica por que es la mujer del presidente del gobierno y ello conlleva una reponsabilidada

  2. el poco tiempo que ví, me pareció horrible, las comparaciones entre mujeres…estas cosas por lo visto venden…se tendrían que quedar sin audiencia…yo,cambié de cadena…

  3. No es precisamente lo que pueda preocuparme, si bien entiendo la “exclamación” Marivi, me inquieta la verdad de lo acordado si hubiera acuerdo hacía los poderosos que controlan a los políticos y dignatarios.
    El verdad, los verdaderos paraísos fiscales siguen si tocarse. Londres, Suiza, Orleans, Wisconssin y otros más USA, Mónaco,…etc.

  4. ¡¡hay!! que harian algunos de ellos sin su conyuge jejejejete dire que llevas razon pero corramos un tupido velo besos

  5. Es lo mismo que cuando en los medios de comunicación publicamos una noticia parecida a “la primera mujer en ocupar el puesto de …”. Y no deberíamos hacer noticia de un hecho así, a no ser que también estemos dispuestos a publicar cuando un hombre asuma un puesto que antes estaba habitualmente ocupado por mujeres. Cuando uno y otro hecho dejen de ser noticia estaremos más cerca de poder hablar de normalidad en las relaciones humanas. Pero nos quedarán todavía retos con los seres de otras razas, con los de otras religiones, con los…, en fin, con los distintos a nosotros.
    Hace tiempo estuve en una entrega de un premio a empresarios del siglo XXI y el maestro de ceremonias dijo durante su discurso que la empresaria galardonada tenía detrás a un marido gran empresario. Claro que el maestro de ceremoia quería quedar bien con su amigo el empresario que, además, tiene influencias. Pero ¿qué necesidad había de decir eso? ¿habría dicho lo mismo si el galardonado hubiese sido el marido y hubiese dicho que tenía una gran mujer empresaria detrás? Tenemos mucha inercia todavía en nuestras relaciones interpersonales y la inercia es una de las fuerzas que más esfuerzo cuesta contrarrestar…

    1. Totalmente de acuerdo contigo Jorge. Cuando todo eso deje de ser noticia será cuando tengamos de verdad igualdad real. Saludos y gracias por tus aportaciones.

  6. Una vez más los medios de este país se hacen eco de temas tan poco serios dentro de un contexto de grave crisis que en el que estamos inmersos.

    Ahora bien, no sé que diablos pintan las/los consortes de los mandatarios reunidos en ésta o en otras ocasiones. Cuando los demás profesionales viajamos y nos reunimos con nuestros homónimos lo hacemos en solitario sin nuestros cónyuges y si éstos nos acompañan lo hacen por placer, o sea, con cargo a sus propios bolsillos.

    Estamos en una época tan complicada que nada es lo que es, sino lo que parece. Y a todas luces parece como que la situación es algo leve y pasajero.

    Señores políticos, siempre austeridad y más en estos tiempos que corren. Y en cuanto a los medios, lamentable.

    Gracis Mariví, es un placer como siempre.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s